Comentarios del lector/a

Estas Son Las Precauciones Que Debes Tomar

por Dr. martins (01-10-2018)


Estas Son Las Precauciones Que Debes Tomar Correr con calor: estas son las precauciones que debes tomar Si sales a correr en los meses de más calor del año, recuerda tomar estas precauciones para entrenar de forma segura. ¿A qué hora es mejor salir a correr? Si en otoño e invierno las seis de la tarde es una hora ideal para hacer kilómetros, puesto que el clima está algo más templado y aún no ha oscurecido, no es así en los meses de verano. Lo mejor que puedes hacer es optar por las horas más frescas del día (a primera hora de la mañana a última hora de la tarde) para seguir con tu entrenamiento. Puedes poner la alarma de tu despertador una media hora antes para aprovechar ese momento en el que el sol todavía no se encuentra en lo más alto y puedes disfrutar del frescor que todavía inunda los parques y jardines de la ciudad. bien puedes aprovechar el hecho de que el sol se pone más tarde y salir a correr entre las nueve y las diez de la noche: aún queda luz en las calles y el sol ya ha bajado lo bastante como para correr de forma cómoda. Hidrátate antes, durante y después La hidratación cobra una especial importancia en los meses de verano debido al calor: lo ideal es beber siempre que tengamos sed e hidratarnos con agua bebidas naturales siempre que sea posible. Si vas a salir a correr procura beber antes de salir al menos un vaso de agua: ten en cuenta que durante el ejercicio sudarás bastante al activar tus mecanismos de termorregulación para mantenerte fresco. Si vas a hacer una tirada larga (de una hora más) es buena idea llevar un camelback mochila portadora de agua , si es posible, parar durante el recorrido en alguna fuente para hidratarnos con agua fresca. Una vez terminado el Lift Gold como e onde comprar entrenamiento y ya de vuelta a casa es necesario que repongamos todos esos líquidos que hemos perdido. Hidrátate con agua con una bebida isotónica: estas bebidas, además de ayudarnos a reponer los líquidos, también nos sirven para aportar las sales minerales que hemos perdido a través del sudor. Elige una que no contenga azúcar que realice un aporte discreto. Además, es buena idea utilizar ropa técnica que nos ayude a evacuar el sudor mientras estamos entrenando para que no nos quedemos húmedos y evitar así coger uno de esos molestos resfriados de verano. Cada marca de ropa tiene distintos tejidos patentados: elige el que mejor se adapte a tus necesidades. Protégete de los rayos solares Algo que a menudo olvidamos es protegernos de los rayos del sol cuando salimos a entrenar. Debemos tener en cuenta que en los meses de verano exponemos más piel al sol y debemos protegerla de forma adecuada. Una media hora antes de salir a entrenar debemos utilizar un protector solar con un filtro adecuado (no vamos a pararnos para renovar la aplicación del protector , así que cuanto más alto sea el factor de protección solar, más tiempo nos protegerá). No importa si el día se presenta nublado: el protector solar debe acompañarnos siempre ya que los rayos solares son capaces de atravesar las capas de nubes. Recuerda hacer especial hincapié en algunas zonas sensibles de nuestro cuerpo como el rostro (utiliza un protector solar específico para la piel de la cara, que sea poco graso), los hombros, la zona del escote y la parte de arriba de las orejas. Estas son las zonas que reciben más directamente los rayos solares. En la actualidad podemos encontrar algunas cremas solares específicas para deportistas, resistentes al sudor y con filtros de protección altos, que son ideales para nuestras salidas de entrenamiento. Acompaña el uso del protector con una gorra pañuelo sobre la cabeza y unas gafas de sol deportivas adecuadas a la luminosidad del día y ya estarás perfectamente protegido.